Esta es la versión modificada de la ilustración que hice para esta nota. En lugar del candidato neuquino Pereyra, agregué al candidato a legislador porteño Taiana.
La reaparición de Taiana en el panorama político del FPV tiene para mí una significación particular. Es un signo del fracaso de la conducta verticalista y Cristino-dependiente que el kirchnerismo adoptó desde hace algo más de dos años. En aquél momento dije que el modo como se confeccionaron las listas (desde arriba) y la actitud poco retributiva hacia la militancia de base (p.ej. el Movimiento Evita), sindical y territorial me generaba muchas dudas sobre el futuro.
Luego, cuando las presidenciales arrojaron cerca de un 55% de votos para la Presidenta aumentaron mis temores. Era claro que en ese porcentaje había muchos votos de conveniencia circunstancial que podían favorecer una engañosa sensación de imbatibilidad y dificultar la percepción de los errores a corregir. También Yrigoyen, Perón (y Menem) tuvieron holgados triunfos electorales en sus segundos mandatos, para ver evaporarse esa popularidad en un par de años.
Taiana tiene la particularidad de emitir sus opiniones por sí mismo, sin invocar la conducción de Cristina. Y esa será una cualidad importante a medida que se acerque 2015, cuando haya que seleccionar un candidato para representar al espacio político por su capacidad de decisión propia. Y porque va a ser necesaria mucha altura y serenidad para desenmascarar la construcción de los medios en torno a su encontrada "esperanza blanca"; el abyecto soplón de La Embajada que Cristina eligió alguna vez para presidir su gabinete de ministros.

Comments (2)

On 25/10/13 15:33 , profemarcos dijo...

Hola Bob, disfrutando como siempre de tu arte... Una duda ¿en los códigos de caricaturas, la nariz roja no significaba "borrachera"? JaJaJa!!!!

 
On 25/10/13 17:43 , Bob Row dijo...

A veces, si es un rojo muy intenso. Pero los colores de la cara nunca son uniformes. La cara es más rosada que la frente y las orejas, mejillas y nariz, un poco más. Y, a veces, el contraluz tiende a azulado y las sombras pueden tener un tinte verdoso. Desde el impresionismo y el fauvismo, el color puede ser más autónomo que realista. ¡Vive la liberté!