Esta caricatura la hice algunos meses atrás para ilustrar esta nota, pero no me decidía a postearla hasta que la muerte de Hitchens (un periodista y polemista inglés muy famoso en EE.UU.) me permitió conocer algunos detalles y entender mejor las conflictivas posiciones de este grupo.
Enarbolando el estandarte de la Ilustración y usando a Darwin como ariete contra el retorno de la religión a las aulas (como teoría del "Diseño Inteligente" de la vida), estos ateos militantes (el término inglés "atheists" es más gráfico de su actitud) son, sin embargo, defensores del liberalismo económico y en algunos casos -el de Hitchens en particular- de la criminal intervención militar norteamericana en Irak y contra toda "tiranía opresiva"(es decir, islámica).

La parábola de Hitchens era un acertijo: de militante de un partido trotskista inglés a la Casa Blanca de Bush Jr., su punto de inflexión parece haber sido la hesitante respuesta de la izquierda europea ante la "fatwa"(condena a muerte) lanzada por el ayatolla Jomeini contra el escritor Salman Rushdie en 1989 por sus ofensas al Islam. Su sentido de urgencia parece haber sido tan apremiante que en 1990 se había opuesto a la primera (y legítima) Guerra del Golfo, cuando Hussein era el dique (dictadura laica) contra el fundamentalismo religioso iraní. En 2003, en cambio, parece haberse convencido de la necesidad de empezar en Irak con la tarea de llevar "la Libertad y la Democracia" a todo el Medio Oriente. El resultado, ya sabemos, fue la muerte de cientos de miles de vidas inocentes, el caos y el florecimiento del terrorismo fundamentalista, precisamente allí donde antes no existía o estaba reprimido.

Ya dos años atrás me había sorprendido la agresividad con la que estos modernos darwinianos atacaban a la religión y las "pseudociencias" (incluídos Freud y Marx). Una serie de conferencias en Chile para el aniversario de Darwin lo ponían bien en claro. Así, la inventora de la "Psicología Evolucionista" Leda Cosmides, pretendía explicar las conductas económicas del presente como la herencia genética de la especie durante el proceso de hominización por selección natural: los hombres salen a "cazar" negocios mientras las mujeres "recolectan" compras en el shopping. El ridículo postulado remataba con el consejo de que "cambiar el mundo está bien, pero teniendo en cuenta a Adam Smith antes que a Marx". Para mí, esto es "darwinismo social" disfrazado; Spencer, no Darwin.


Durante el siglo siguiente a la publicación de "El Origen de las Especies", el Evolucionismo había sido abrazado por el movimiento socialista como fundamento científico del cambio social progresivo. La religión quedaba relegada a los reaccionarios e hipócritas. Pero con la expansión colonial del Imperialismo algo cambió: las ganancias obtenidas con la explotación de los recursos de las colonias pudo empezar a gotear hacia los obreros de los países centrales mientras los "pueblos atrasados" eran explotados con la excusa de llevarles "la civilización" con la complicidad de una casta local privilegiada.
Con el tiempo, surgieron grupos intelectuales que buscaron una vía independiente para democratizar las ventajas tecnológicas occidentales. Frente a la alianza de las élites indígenas con las potencias capitalistas, quedaban dos opciones: alguna forma de nacionalismo laico-socialista o un renacimiento religioso modernizante.

En ninguna parte este conflicto fue más claro que en Medio Oriente. Durante las décadas del 50 al 70 los intentos del primer tipo fueron implacablemente combatidos por Occidente; desde el moderado Mossadegh en Irán hasta el belicoso Nasser en Egipto, mientras se financiaba a sus adversarios religiosos. El resultado fue el florecimiento del sectarismo religioso islámico: Khomeini, la Hermandad Musulmana, Hamas, Hezbolla, el Talibán, Al Qaeda, etc. y un renacimiento paralelo del fundamentalismo "judeo-cristiano" en Occidente, teorizados oportunamente como "Choque de las Civilizaciones".

Gente como Hitchens y sus amigos neo-darwinistas se sintieron honestamente horrorizados por la perspectiva de ser barridos por el tsunami religioso y salieron a luchar por la herencia de la Ilustración sin dejar de ponerse del lado del Imperialismo y el Capitalismo Globalizado contra el terrorismo islámico. Su ceguera les impide ver su parte de responsabilidad en la radicalización de las masas bombardeadas ante la continua agresión recibida. El fracaso de los "Nuevos Ateos" es el de quienes quieren comer la torta y conservarla entera. Es decir: disfrutar de los beneficios del Capitalismo Globalizado y conservar impoluto el pensamiento libre al mismo tiempo.

Comments (13)

On 18/12/11 23:12 , Galliano dijo...

Todo pensamiento emancipador sostiene una trascendencia de origen religioso, a la vez que la crítica desde la nueva prioridad inmanente.
El ateísmo empírista no lucha contra Dios, sino contra cualquier forma de inmanencia, a la manera de Popper criticando el utopismo.
Prefiero el ateísmo de un Spinoza hinchando a Dios hasta disolverlo en una naturaleza aprehensible por la Razón, y no el de estos neoempiristas amigos de la sociedad abierta y enemigos de (la idea de alguna) Verdad.

 
On 19/12/11 0:30 , Bob Row dijo...

No lo había pensado desde el lado epistemológico del empirismo. Serían algo así como los Feuerbach del presente ¿no? Desde ya que es más agradable etudiar a Spinoza.
Ahora, de lo que no estoy seguro es sobre la idea de Verdad. Tal vez en el sentido trascendente; pero en cuanto a la pretensión de poseer verdades empíricas absolutas (en realidad interpretaciones arbitrarias) sobre cada aspecto de lo humano..¡mamita!

 
On 19/12/11 8:23 , Gabriel S. dijo...

No entiendo. ¿Los ateos "militantes" son responsables del fundamentalismo islámico?

 
On 19/12/11 10:06 , profemarcos dijo...

Interesante texto para reflexionar y dos ilustraciones muy buenas para disfrutar. Gracias Bob.

 
On 19/12/11 14:35 , Bob Row dijo...

Gabriel S: A lo mejor si tuvieras la cortesía de citar las partes de mi texto que sugieren eso, podría responderte bien. Pero dado el estilo telegráfico de tu pregunta, te contesto:
1) No, en general
2) Sí, en el caso de Irak, donde fueron cómplices de que se multiplicaran los fundamentalistas como reacción.

 
On 19/12/11 14:37 , Bob Row dijo...

Gracias Profemarcos. Siempre bienvenido.

 
On 20/12/11 0:34 , Gabriel S. dijo...

Bob: te agradezco la respuesta. Es verdad que alguno de los "nuevos" ateos se han pronunciado a favor de la guerra en Irak, como otros lo han hecho en contra (Dawkins es uno de ellos). Pero esas opiniones expresadas no han conformado un "corpus" de pensamiento "pro-ateo-anti-iraquí": las justificaciones han provenido, principalmente, de las mentiras de fundamentalistas anti-islámicos (o judeocristianos) cuya base argumental han destrozado Dawkins y Hitchens en libros que deberían ser de lectura obligatoria en las escuelas. Saludos cordiales.

 
On 21/12/11 1:41 , ana maría parente dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
 
On 21/12/11 2:02 , ana maría parente dijo...

Lo nombras a POPPER .La sociedad abierta y sus enemigos ALLI ESTA BIEN DIBUJADO EL MIEDO.
Miedo que lo divulgó haciendo de los neo demòcratas auténticos fachiodemòcratas.

 
On 21/12/11 20:35 , Bob Row dijo...

Gabriel S: entiendo que te sientas inclinado a defender la lucha de los "Nuevos Ateos" contra los abusos de los religiosos (aunque en nuestro país esa lucha tiene un carácter muy diferente; más institucional y legislativo que teórico y cultural) como otros escépticos militantes. Lo que yo no puedo evitar es percibir la epistemología positivista en la que se basan y sus consecuencias inevitablemente conservadoras. Aunque difieran circunstancialmente sobre un tema secundario (como Irak) o se vean incluso como "socialistas" al estilo Bunge. Por eso cité los casos en los que su soberbia cientificista se revela como pura cháchara reaccionaria. Un saludo.

 
On 21/12/11 21:51 , Bob Row dijo...

Ana: gracias por participar.

 
On 23/12/11 9:04 , Gabriel S. dijo...

Bob: no llego a comprender los argumentos que sostienen tu conclusión de que "la epistemología positivista" tiene "consecuencias inevitablemente conservadoras", y que la "soberbia cientificista se revela como pura cháchara reaccionaria". Los ateos (nuevos y los de siempre) simplemente estamos en contra del pensamiento dogmático: ese que, por ejemplo, basado en un libro primitivo sostiene que un pueblo es acreedor de una región del Cercano Oriente porque una deidad se la prometió a un personaje legendario. De lado del fundamentalismo islámico tenemos "verdades" parecidas. Las consecuencias de este nefasto pensamiento creo que están a la vista. Saludos cordiales.

 
On 24/12/11 2:17 , Bob Row dijo...

Gabriel S: Partamos de aquello en lo que estamos de acuerdo; el dogma religioso institucionalizado (es decir, las instituciones religiosas más que las creencias populares) suelen tener efectos dañinos cuando pretenden dirigir las prácticas sociales. Evidentemente, no confían lo bastante en su "verdad" así que apelan al uso de la fuerza para imponerla siempre que pueden.
El proyecto emancipador de la Ilustración reclamaba el derecho y la obligación de cada individuo de hacerse responsable de pensar por su cuenta. Lo que Kant resumió en su fórmula "Sapere aude", "Eres responsable de tu conocimiento".
Sin embargo, a partir de Darwin, Marx y Freud se fue haciendo evidente que hay condicionamientos biológicos, sociales y familiares que influyen sin que lo advirtamos en los aspectos irracionales de nuestra conducta.
Más específicamente, en el ámbito científico, Thomas S. Kuhn (La estructura de las revoluciones científicas) mostró que muchas de esas conductas irracionales conducían a aferrarse a un paradigma científico particular de manera igualmente dogmática. De modo que el avance de la ciencia no se da por un progreso uniforme del conocimiento sino a través de luchas y derrotas de intereses creados.
Durante la Guerra Fría aparecieron en Occidente una serie de paradigmas "socio-biológicos" que pretendían demostrar que el Orden Natural es el de la competencia en la lucha por la reproducción a todos los niveles, mientras que la cooperación (es decir, el Comunismo) no lo era. Hace 40 años se puso de moda la Etología que, por ejemplo, se deleitaba estudiando la agresividad de los chimpancés e ignorando la cooperatividad de los bonobos (como si unos u otros fueran a revelar la "verdad profunda" de nuestra animalidad).
Hoy en día está de moda encontrar nuestro "destino genéticamente programado" para explicar conductas convenientemente seleccionadas, como en el ejemplo de Cosmides (y mucho de Dawkins). Lo que digo es que este neo-darwinismo es reaccionario y lo que le molesta de la Religión es que le "ensucia" y desprestigia con su moralismo infantil su impecable presentación del Capitalismo como "el Orden Natural".
Yo no creo en Dios, pero prefiero una corriente religiosa orientada a la cooperación para mejorar las vidas de los necesitados y al reclamo de justicia (y las hay en todas ellas) que que a unos científicos muy "prolijitos" que se quedan tan contentos con "la supervivencia de los mejor capacitados" con total indiferencia hacia los otros. Aunque algunos tengan después "pruritos" liberales en casos concretos (Dawkins en Irak) no cambia el hecho de que su paradigma científico tiene esa conclusión lógica.
Espero haber sido más claro (los ejemplos que dí se encuentran fácilmente googleando) y te agradezco la oportunidad de discutirlo.